Ir al contenido principal

Seguros médicos en suiza

Muchos me preguntan, otros suponen y pocos conocen cómo funciona el sistema sanitario en Suiza. Yo misma antes de venir aquí tampoco tenía ni idea, creía era parecido al resto de países europeos... Sin embargo, comencemos por aclarar que Suiza no forma parte de la Unión Europea y entonces entenderemos que su sistema sanitario no tiene nada que ver con Europa y sí mucho que ver con el sistema americano. Igual que en USA aquí no hay sistema sanitario público, esto quiere decir que si quieres cobertura médica tienes que pagarla, como cualquier otro servicio. Este sistema tiene sus detractores y sus seguidores, yo particularmente me he criado en un sitio donde si alguien se pone malo, sea pobre o rico, se le da un mínimo de atención. Por este motivo me choca y me sigue chocando que llegues con un problema a un hospital o un ambulatorio y antes que preguntarte el nombre, te pidan la tarjeta de crédito. La atención sanitaria se convierte en un lujo en vez de un derecho, porque no todos los bolsillos pueden pagar las tasas médicas. Entonces ¿qué papel juegan los seguros médicos en Suiza? Vamos a explicarlo... Aquí en Suiza si eres residente la ley te obliga a sacarte un seguro médico. Como todo seguro privado tienes que pagar unas tasas al mes, pero existe flexibilidad de modos de pago dependiendo de la franquicia. ¿Qué es la franquicia? Sí, yo tampoco lo sabía, y de nuevo funciona igual en USA. La franquicia establece un límite de dinero, el dinero que estás dispuesto a gastarte de tu bolsillo antes de que el seguro empiece a pagar tus gastos médicos. Por ejemplo si pongo mi franquicia en 300 euros, quiere decir que si necesito ir al médico y los costes son menores de 300 euros, el seguro se lava las manos, no te paga esos costes y los cubres tú de tu bolsillo. Cuando los gastos son mayores de 300 euros, entonces el seguro paga y tú no. Y ¿qué relación tiene la franquicia con lo que pago al mes? Pues una relación muy importante y que los seguros muy kukos ellos, hacen para sacar tajada en el asunto... Si te pones la franquicia muy baja (para así no tener que poner mucha pasta de tu bolsillo cuando vayas al médico) entonces la cantidad que tienes que pagar cada mes al seguro es mayor (por ejemplo con 300 euros de franquicia podría ascender a los 500 y pico euros mensuales). Si por el contrario te pones una franquicia muy alta, entonces tienes que pagar menos dinero cada mes (por ejemplo con una franquicia de 2000 euros pagas menos de 200 euros al mes). Al final existe un amplio rango de posibilidades según lo que estés dispuesto a pagar, sea cada mes al seguro, o sea cada vez que te pones malo. La mayoría de la gente sana te recomienda poner la franquicia alta, para no pagar más cada mes, pero si tu salud no es tan buena entonces quizás te convenga más bajar la franquicia... 
En conclusión, con este tipo de sistema sanitario es normal que esté muy extendida en USA y en Suiza la religión de la "automedicación", sobretodo cuando tienes un mal menor como un resfriado o una infección,... o te tomas tu gelocatil cuya caja te puede costar 10 euros (creo q aquí vale incluso más) o vas al médico para que te diga que tienes que tomar gelocatil y pagas 200+10 euros... Creo que el ejemplo ha quedado claro... P.D.: Para mi próximo cumpleaños se admiten regalos como libros de medicina práctica y rápida... "Un médico en casa", "Medicine for dummies", "Autodiagnostico en 24 horas" y "Las pastillas de la felicidad"... XD 

Comentarios

  1. Hace poco un amigo americano me contaba que no es tanto que no te atiendan. Si vas con un tiro al hospital, te operan, no te dejan morir como un perro, eso sí, te pasan la factura y si no tienes seguro que la cubra, entonces contraes una deuda, que puede ascender a más de lo que ganarás en tu vida, con lo que pasas a ser un moroso para el resto de tu vida… vivo al menos.

    ResponderEliminar
  2. Automedicarse es malo... aunque más malo es estar enfermo y no poder ir al médico... deduzco que alli indigentes no hay... y no es solo por el clima, no?

    ResponderEliminar
  3. No hay indigentes efectivamente pero creo q es por otra razón... si te ven mendigando en la calle viene la poli y te pide el visado, evidentemente si estás mendigando es porque no tienes trabajo, ni desempleo, ni otro medio de independencia económica, así que tampoco tienes visado y por tanto te expulsan amablemente del país... aquí pobres no, gracias...
    P.D.: No estoy 100% seguro de lo escrito pero hay algo de cierto en lo dicho...

    ResponderEliminar
  4. Sinceramente me parece de vergüenza....la hipocresia de los paises desarrollados, la sanidad es un derecho no un privilegio. Me alegro de vivir en España.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Cosas buenas y malas de Suiza (1/2)

Uff ¿Por dónde empezar? Bueno empezaremos con las cosas malas y luego diremos las buenas para cerrar la entrada con buen sabor de boca :)

Cosas que podrían mejorar
Ser más directos. A la mayoría de los suizos les dá una fatiga enorme decirle a alguien a la cara o por teléfono algo negativo. Evitan el conflicto a toda costa y darán ochenta mil vueltas para no tener que hablar directamente con la persona o pondrán mil excusas para no mostrar su verdadera opinión. Un ejemplo típico, cuando echas una solicitud para alquilar un piso y esperas una respuesta tipo: SI o NO, te puedes encontrar que nunca te digan ni SI ni NO y te pongan mil excusas de que necesitan comprobar no se qué documentos, o que la persona en cargo no está, etc. etc. En vez de decirte a la cara un "NO" y punto, le dan mil vueltas al asunto. A mi me parece una comunicación de lo más ineficaz.La neutralidad no siempre es la postura ideal. Hay temas que despiertan emociones y reacciones en nosotros. Como personas h…

¿Qué hago aquí?

Ésa es la pregunta que alguna que otra vez me ha pasado por la cabeza. Estoy aquí esforzándome por aprender un idioma, por entender las leyes y las costumbres, por adaptarme .... No puedes pedir ayuda porque aquí no tienes ni a la familia ni a los amigos para pedirles favores... en definitiva vivir aquí requiere un consumo de energía mucho mayor que si viviera en mi país de origen, donde todo sería más fácil.... entonces ¿por qué? ¿por qué he de seguir luchando? ¿No sería más cómodo intentar encontrar ese soñado equilibrio en otro lugar? Como me ha dicho una amiga, al emigrar, con el tiempo tiendes a quedarte con los recuerdos buenos del lugar de donde te fuiste. Piensas que allí te querían más o conseguías más. Haces un filtrado olvidando los malos tiempos pero te olvidas que allí también hubo tormentas y no siempre proclamaste ser féliz, de ahí que te fueras. Si volviera a mi país de origen, ¿podría ser féliz o las cosas ya no serían igual porque yo he cambiado y mi entorno allí ta…

El precio de la integración

Hoy me toca desahogarme otra vez... sí soy una persona habladora y me paso muchos días en el trabajo con voto de silencio porque no tengo gente con la que hablar. Como dice mi hermana mayor existe una diferencia cultural entre Suiza y España muy grande en cuanto a comunicación. En Suiza la gente, para mí, habla demasiado poco y en España la gente simplemente habla demasiado jajaja. Así que vengo de un sitio donde estaba acostumbrada a compartir cosas del día a día con compañeros de trabajo y a un nivel de conversación que ahora aquí no puedo llevar. Y cuando me relajo y sale mi comportamiento natural, me han mirado raro....


Entonces me pregunto, ¿tengo que renunciar a mi forma de ser, a mi naturaleza que me impulsa a actuar como siempre he hecho y que aquí no es comprendida (a veces hasta mal vista) sólo para poder sentirme más integrada? ¿Tengo que intentar ser más como ellos, con su carácter diferente al mío, para que me acepten en su sociedad? Por supuesto uno tiene que seguir las…