Ir al contenido principal

Cosas buenas y malas de Suiza (1/2)

Uff ¿Por dónde empezar? Bueno empezaremos con las cosas malas y luego diremos las buenas para cerrar la entrada con buen sabor de boca :)

Cosas que podrían mejorar
  • Ser más directos. A la mayoría de los suizos les dá una fatiga enorme decirle a alguien a la cara o por teléfono algo negativo. Evitan el conflicto a toda costa y darán ochenta mil vueltas para no tener que hablar directamente con la persona o pondrán mil excusas para no mostrar su verdadera opinión. Un ejemplo típico, cuando echas una solicitud para alquilar un piso y esperas una respuesta tipo: SI o NO, te puedes encontrar que nunca te digan ni SI ni NO y te pongan mil excusas de que necesitan comprobar no se qué documentos, o que la persona en cargo no está, etc. etc. En vez de decirte a la cara un "NO" y punto, le dan mil vueltas al asunto. A mi me parece una comunicación de lo más ineficaz.
  • La neutralidad no siempre es la postura ideal. Hay temas que despiertan emociones y reacciones en nosotros. Como personas humanas a veces es normal sentir un poco de pasión o de ira, porque demuestra que estamos vivos. Sin caer en una postura irracional, o actuar con demasiada impulsividad, me gusta ver que estoy al lado de otro ser humano que siente y padece como yo, y no de un robot frío y neutral. En este sentido, a los suizos les cuesta a veces soltarse la melena y mostrar su lado más "locker" o simplemente no tener miedo de decir algo impulsivo. 
  • Disminuir la represión social. En relación con el punto anterior, los suizos son tan educados que a veces reprimen algo que desean hacer o decir. No llegan al extremo de los japoneses, pero en general la sensación que tengo cuando estoy con suizos es de "control", de mostrarse políticamente correctos y al mismo tiempo distantes. Esta actitud dificulta a la hora de conocerlos verdaderamente y mata completamente la espontaneidad.
  • Bezahlen, bezahlen, bezahlen. Aquí en general hay que pagar por todo. Hay muy pocos eventos gratuitos al 100%. Se lleva mucho lo de hacer algo y recaudar colecta al final, para que cada uno de el donativo que pueda. Quizás estoy mal acostumbrada, pero en mi tierra natal hay muchos proyectos culturales subvencionados que ya reciben dinero del gobierno o de instituciones precisamente para hacer difusión de forma gratuita. Igual aquí reciben menos dinero o son más avariciosos jejeje :P
  • Los seguros privados médicos. Me recuerdan al sistema americano, lo único que les importa es tu dinero y no tu salud. Pagas un montón de pasta al mes y si te pones malo encima tienes que pagar franquicia (todavía más pasta) hasta que ellos empiecen a pagarte algo. No es como en Alemania donde el seguro privado te incluye un montón de revisiones gratuitas y servicios que no tienes que pagar. Aquí pagas el seguro médico todos los meses y luego si pasa algo pagas también (lo que no resulta extraño si recordamos el punto anterior). La asistencia sanitaria debería ser un derecho básico de las personas y no un servicio de lujo para los ricos que puedan pagarla. ¬_¬
Suficiente por hoy... el próximo capítulo compensaremos con las cosas buenas de la vida en Suiza.

Comentarios

  1. Uno ve en internet maravillas de otros paises que en ese momento piensa uno: me quiero ir a vivir y trabajar a tal país. Pero nunca vemos las diferencias culturales, sociales, tipo de educación y miles de cosas que a la larga o a la corta nos pueden afectar y desear volver a tu país de origen...

    ResponderEliminar
  2. Uno ve en internet maravillas de otros paises que en ese momento piensa uno: me quiero ir a vivir y trabajar a tal país. Pero nunca vemos las diferencias culturales, sociales, tipo de educación y miles de cosas que a la larga o a la corta nos pueden afectar y desear volver a tu país de origen...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Irving,
      gracias por tu comentario. Efectivamente al final hay que verlo todo, tanto lo bueno como lo malo. Entonces haces balance y ves si lo bueno es suficiente para compensar lo malo. O quizás mantienes este balance por un tiempo, pero llega un momento donde lo bueno no es suficiente y tienes que tomar una decisión. Las diferencias culturales pesan mucho, pero no debe ser lo único que te lleve a "regresar". Es mi humilde opinión.

      Eliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  4. Yo vivo en suiza hace 6 años y para mi es un país pesetero tiene muchos defecto para la vida cotidiana el seguro médico 300 al mes con franquicia de 2500 ósea que te pasas años sin revisarse por el destacado que te puede venir .no te puedes divertir son tan ruines que dan vergüenza pides coca cola y habré una botella de 2 litros para ponerte un vaso .económicamente yo gano 4000 al mes y es poco aquí debes ganas entre 6000 y 8000 para estar bien yo conozco muchos españoles que no tienen televisión porque hay que pagar al año 451 francos y todos los meses pagas una cuota por tu tele ves al super y verás 5 manzanas 5 francos vamos a 1 franco la pieza y pepinos igual para mi esto es una mierda yo afortunadamente vuelvo a españa en enero del 2019 y quien quiera que venga verás como much@S AVISOentrareis en depresión es una mierda

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Diego, gracias por compartir tu opinión y tu experiencia particular. Efectivamente para nosotros viniendo de un sistema de seguridad social público nos choca ver cómo algunos médicos aquí parece que les interesa más ver cuánto dinero te pueden sacar en vez de ponerte sano. También hay que decir que hay gente en España que abusa mucho de la seguridad social. No son conscientes de cuánto cuesta una prueba médica y no valoran a veces lo que tienen, al contrario lo critican y critican injustamente. Quizás porque nunca han tenido la perspectiva que nosotros tenemos.
      En cuanto a las verduras y frutas es normal que aquí sean más caras porque la mayoría es importada. También te digo que es más barato comprarla en Aldi o Lidl. Olvídate de comprar fruta y verdura en Coop o Migros. Si sabes eso y también aprovechas los descuentos del 50% al final no es 5 veces más caro...
      Así que lo que recomiendo es ver esta experiencia de inmigrante como algo temporal, tratando de centrarse más en las cosas positivas en vez de las negativas. Todo tiene sus cosas buenas y malas, al final es nuestra elección el fijarnos más en unas o en las otras...

      Eliminar
  5. Se me olvidó decir que claro los estudiantes es otra cosa viven en una burbuja de diversión pero para los que trabajamos es tan feliz la cosa es como si estuviese prohibido divertirse yo he conocido aquí gente de españa que al principio decían suiza es la hostia que agusto y y estoy y a los 2 o 3 años se han ido y eso que ganaban bien pero como España para vivir nada

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El salario que recibas va a determinar/limitar también los lujos que te puedas permitir, pero eso es aquí, en España o en Pekin. Si en España ganas 700 euros y te piden 500 para alquiler, ya me dirás cómo vive esa persona con apenas 200 euros para pagar todo... Voy a contaros una anécdota que me pasó en España... fui al supermercado Aldi y me encontré un artículo, un aparato para grabar madera, que había visto aquí en Suiza por 10 francos. Allí en España estaba a 10 euros, y todos sabemos que 10 francos no son 10 euros sino menos. Asi que para sorpresa mía estaba más barato aquí en Suiza que en España !!! He visto más casos así, ahí lo dejo para reflexión...

      Eliminar
  6. Para completar alguno de los comentarios recibidos a esta entrada, os recomiendo leer una pequeña reflexión que escribí sobre cómo se puede sentir uno como inmigrante después de 2 o 3 años (pasada la euforia inicial del cambio):
    https://duesvizzeri.blogspot.ch/2016/11/el-sindrome-de-ulises.html

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

¿Qué hago aquí?

Ésa es la pregunta que alguna que otra vez me ha pasado por la cabeza. Estoy aquí esforzándome por aprender un idioma, por entender las leyes y las costumbres, por adaptarme .... No puedes pedir ayuda porque aquí no tienes ni a la familia ni a los amigos para pedirles favores... en definitiva vivir aquí requiere un consumo de energía mucho mayor que si viviera en mi país de origen, donde todo sería más fácil.... entonces ¿por qué? ¿por qué he de seguir luchando? ¿No sería más cómodo intentar encontrar ese soñado equilibrio en otro lugar? Como me ha dicho una amiga, al emigrar, con el tiempo tiendes a quedarte con los recuerdos buenos del lugar de donde te fuiste. Piensas que allí te querían más o conseguías más. Haces un filtrado olvidando los malos tiempos pero te olvidas que allí también hubo tormentas y no siempre proclamaste ser féliz, de ahí que te fueras. Si volviera a mi país de origen, ¿podría ser féliz o las cosas ya no serían igual porque yo he cambiado y mi entorno allí ta…

El precio de la integración

Hoy me toca desahogarme otra vez... sí soy una persona habladora y me paso muchos días en el trabajo con voto de silencio porque no tengo gente con la que hablar. Como dice mi hermana mayor existe una diferencia cultural entre Suiza y España muy grande en cuanto a comunicación. En Suiza la gente, para mí, habla demasiado poco y en España la gente simplemente habla demasiado jajaja. Así que vengo de un sitio donde estaba acostumbrada a compartir cosas del día a día con compañeros de trabajo y a un nivel de conversación que ahora aquí no puedo llevar. Y cuando me relajo y sale mi comportamiento natural, me han mirado raro....


Entonces me pregunto, ¿tengo que renunciar a mi forma de ser, a mi naturaleza que me impulsa a actuar como siempre he hecho y que aquí no es comprendida (a veces hasta mal vista) sólo para poder sentirme más integrada? ¿Tengo que intentar ser más como ellos, con su carácter diferente al mío, para que me acepten en su sociedad? Por supuesto uno tiene que seguir las…